No resulta fácil adentrarse en nuevas aventuras, perdonar los errores de eventos primerizos no es acción generalizada y siempre hay temores. Yo los tuve (muchos) antes de emprender esta travesía.

        Sin embargo, a veces, hay que intentarlo, actuar incluso sin reflexionar en exceso previendo consecuencias fabuladas. Es entonces, cuando esa libertad te permite dar cauce a la imaginación, la emoción, el sentimiento,  aquella presencia, esta ausencia…

        Así nació este rincón hace seis meses, inspirado por el siempre añorado Josep Forment, para precisamente poner en práctica su máxima: “la premisa es necesitar decir, el resto es voluntad y perseverancia. Cuando hay ideas y sentimientos solo hace falta trabajo….”

        Por eso existe este “Mi Mundo Imaginado”, por la necesidad de decir. La respuesta está siendo sorprendentemente agradable,  “el  decir” está siendo un lujo emocional  y  la acogida un maravilloso regalo….GRACIAS

“De cada día nace una historia, porque estamos hechos de átomos, estamos hechos de historias”

(Eduardo Galeano)

MIS ÚLTIMOS RELATOS